La joya de la corona de los eSports

06-09-2019
news-single

Los juegos electrónicos han encumbrado a su joya de la corona, los pabellones. Llegan las mega construcciones para que sean utilizados en exclusividad por los eSports sin tener que recurrir a pabellones destinados a otros deportes, con una estructura propia y adaptada a las necesidades.

La llegada de grandes recintos en los que celebrar las competiciones electrónicas se ha convertido en una de las grandes acciones a realizar por parte de los clubes y competiciones con el objetivo de atraer a un mayor público.

Ya lo hicieron décadas atrás en la NBA, cuando consiguieron que sus pabellones se convirtieran en joyas arquitectónicas y un orgullo para los equipos. Ahora son los clubes de eSports los que buscan ese efecto con pabellones propios sin recurrir a la utilización de pabellones destinados al baloncesto u otras actividades que no pueden adaptarse a las necesidades del mundo gamer.

El mundo arquitectónico está cubriendo las necesidades del sector con unos estadios distintos a los que estamos acostumbrados a ver. Llegan los estadios mucho más verticales, que dan una mayor visibilidad del escenario donde compiten los jugadores. Además, se recurre a plataformas con pantallas gigantes para seguir aquellas competiciones que ya no suceden en la pista y con los que tener cubiertas todas las áreas de unos pabellones que, a simple vista, pueden no estar habilitados para el gran público.

Los nuevos pabellones buscan una experiencia de 360 grados para los aficionados. No solo se intenta que el espectador vaya a ver la competición sin más, sino que buscan ser un complejo deportivo donde ofrecer una larga lista de sub-eventos y actividades con los que unir a los aficionados a las marcas patrocinadoras, convirtiendo esos actos en completos eventos con un mismo enlace común pero con una oferta variada y centrada en el público asistente.

En Estados Unidos ya están en plena construcción de estas instalaciones con varios pabellones que pretenden atraer a más de 3.500 personas por sesión. Una nueva etapa que ha comenzado y que, como ya pasó con otros deportes, llega desde el páis norteamericano. Poco tardará en acercarse al resto de países atraídos por el alto crecimiento de los eSports a nivel mundial.